El profesor Josu Mezo ofrece a los lectores de prensa pautas para advertir informaciones erróneas

10816_6636

Las mentiras accidentales de los periodistas, que pueden llevar a los lectores a hacerse una idea equivocada de la información que tiene ante sí, centró la última sesión del ciclo ‘Debates para un tiempo de cambio’ que organiza el grupo de investigación de Estudios Históricos y Culturales de la Universidad de Castilla-La Mancha. El ponente, el profesor de esta institución Josu Mezo, creador del blog Malaprensa, ofreció al público herramientas para comprender mejor a los medios, así como para defenderse ante informaciones erróneas.

El profesor de Sociología en la Universidad de Castilla-La Mancha (UCLM) Josu Mezo Arancibia ha ofrecido hoy al público las claves que les permitan defenderse ante las informaciones que llegan a sus manos a través de un medio de comunicación, para, a partir de ahí, tener la capacidad suficiente de “digerir mejor lo que nos cuentan”.

Instantes previos a la conferencia Las mentiras accidentales de los periodistas, que ha impartido dentro del ciclo de ‘Debates para un tiempo de cambio’ que organiza el grupo de investigación de Estudios Históricos y Culturales de la Universidad regional, Josu Mezo explicó que en determinadas ocasiones los periodistas “mienten sin querer, a veces forzados por las circunstancias”, por lo que consideró que la mejor manera de defenderse de tales historias es “tomar conciencia de cómo funcionan los medios y conocer qué mecanismos son los que producen ese tipo de historias”.

Entre ellos, el profesor Mezo citó la falta de tiempo al que se enfrenta un periodista para analizar la información que llega a sus manos. En ese caso, indicó, “lo que cuenta puede ser verdad, una verdad a medias o una milonga, de tal forma que transmite a sus lectores, oyentes o seguidores una información errónea sin tener la voluntad de hacerlo”.

De todo ello, Josu Mezo da ejemplo en su blog Malaprensa, desde el que lleva una década tratando de contribuir a una lectura crítica de la prensa, particularmente con todo lo relacionado con números equivocados, gráficos incorrectos, fallos lógicos, conceptos erróneos, mala interpretación de estadísticas o datos científicos. En él, Mezo observa y comenta cuántas veces los medios dan informaciones falsas o no del todo ciertas, lo que puede llevar al lector a hacerse una idea equivocada.

A este respecto, en una parte de su intervención el profesor Mezo advirtió de que el periodista tiene dos almas, la de relator y la de investigador; y consideró que el mismo no puede pretender ser únicamente un buen redactor, ya que si en él falla la parte de indagador entonces puede llegar a ser víctima de aquellos otros que quieran contradecir su visión de la historia.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *